Reviews

Room 213 – Darkstreet Escape Room

Room 213

”Desde los años 50, esta habitación del Gran Hotel Ópera permanece cerrada por sucesos paranormales. Desde entonces, infinidad de científicos de lo paranormal la han investigado, pero sus paredes no quieren dejar escapar sus secretos. ¿Serás tú capaz?”

Así presentan los compañeros de Darkstreet su sala, Room 213. Era uno de esos días en los que estas de viaje con tu pareja cuando decidís hacer un escape room fuera de vuestra zona de confort. Era la primera sala de escape que íbamos a realizar fuera de la Región de Murcia y a algo que no estábamos acostumbrados. Si chicos, de esto ya hace bastante tiempo y por eso no hay video como en otras muchas reviews, pero todavía nos acordamos. Fue totalmente improvisado.

La verdad que nada más entrar al local se ve totalmente ambientado en las calles y fachadas de los años 50 y haciendo mención al gran hotel Ópera. Nos recibe el dueño muy amable y nos comenta que tiene justamente esa hora libre, rellenamos un papel de protección de datos y nos ponemos manos a la obra.

Para nuestra sorpresa aparece de repente el botones del hotel, haciéndonos una introducción muy chula e inmersiva, a la par que inquietante y con cierta tensión en la penumbra. El personaje es muy sorprendente y la verdad que lo interpreta muy bien, aunque al ser una introducción tan larga y que demanda tanto cambio en la persona, sentimos como se iba apagando el personaje con el paso del tiempo. Pero nos gustó mucho la forma de explicarnos nuestra misión.

Nos disponemos a entrar en la sala y realmente pudimos ver una habitación de hotel muy bien ambientada, con el mobiliario adecuado y materiales de cierta calidad para la época en la que nos encontrábamos. Conforme vas avanzando en la historia la ambientación cambia de una manera radical, también porque te quieren trasladar a un lugar totalmente diferente.

Con respecto a las pruebas tenemos que decir que nos vamos a encontrar con candados pero también con mecanismos, sobre todo del tipo eléctrico. Hubo ciertas pruebas que nos gustaron mucho y que están integradas en la ambientación, pero tenemos alguna duda sobre si se manejan desde fuera o realmente hacen el juego de ensayo-acierto. Nos dio un poco de rabia en el tramo final, donde te encuentras con presión añadida, que un elemento para completar la prueba para salir estuviera roto y al ser del tipo eléctrico pudimos notar la tensión de la electricidad. Un tanto peligroso. Es nuestra experiencia y lo tenemos que contar, al igual que se lo dijimos al dueño cuando salimos para que a otros grupos no les pasara lo mismo y lo cambiara. Seguramente a día de hoy esté todo arreglado.

El nivel de dificultad lo catalogaríamos de medio. Nosotros fuimos 2 personas y conseguimos escapar en los últimos instantes, creo que un grupo más experimentado por aquel entonces y de más personas no les resultará tan difícil para escapar. Nosotros para esta sala recomendaríamos máximo 4 personas, los espacios no son excesivamente amplios, sobre todo al principio.

El sistema de pistas es un walkie, en ese momento no estábamos seguros en qué momento en la historia se creó esta herramienta pero si ya estaba creada en los años 50, estamos seguros de que no sería tan actual como ese. A lo mejor fue la una caso que desentonó más en aquella ambientación tan trabajada.

El Game Master tenemos que decir que en nuestro recorrido por la sala estuvo bastante bien, nos ayudó en el momento justo y dándonos pistas bastante acertadas en cada momento sin resolvernos los enigmas. También se curra un papel bastante difícil que es de reconocer.

Para nosotros el punto fuerte de esta sala es el nivel de sorpresa con el que te vas encontrando poco a poco a medida que va avanzando la historia. También pensamos que es una sala donde desde el principio se nota la tensión, sin llegar a ser del género terror. Juega mucho con las luces pero sobre todo con el sonido y con un elemento que no nos habíamos encontrado en ninguna otra sala, el cual nos dio un gran susto.

Gracias a Darkstreet por el trato recibido y, después de casi 8 meses, seguimos esperando su segunda sala. Ánimo !!

Puedes consultar la posición de esta sala en nuestro Ranking Comunidad de Madrid.

Room 213

Dirección:  C/ Amnistía 3, Madrid

Web: https://www.darkstreet.es

Personas: de 2 a 6.

Precio: 50,00€ – 90,00€

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *